Buscar

CUANDO LA FE TE ALEJA DE DIOS



La fe, es quizá el término mas usado en el medio cristiano, y la base de nuestras creencias en cuanto a Dios. La fe, como lo dice en Hebreos 11:1 es creer en aquello que no podemos ver, es confiar en algo que esperamos con seguridad, aunque no podamos verlo venir.


La fe, es el motor de nuestra espiritualidad, Dios es espíritu y si no fuese a través de la fe, sería prácticamente imposible acercarse a él y menos aún, tener una relación con él. (Hebreos 11:6)


Siendo la fe tan vital en nuestra vida cristiana, ¿como puede ser que en ocasiones al contrario de llevarnos a Dios, nos desvíe de sus caminos?

Es simple, la fe es algo que decidimos poner en Dios o en otras personas o cosas. Posiblemente tu digas: "No, mi fe está puesta en Dios solamente" pero puede que no sea del todo cierto.


A veces, creemos estar poniendo nuestra fe en Dios, pero cuando falta un elemento que nos sostenía nos sentimos desesperados y angustiados. Por ejemplo, cuando decimos estar confiados en que Dios nos provee lo necesario para nuestra familia, pero de pronto nos quedamos sin empleo.


En situaciones así, es normal preocuparse, pero si realmente sabemos que es Dios quien nos sostiene y no nuestro empleo, no tenemos porque caer en desesperación, sino confiar en que de alguna u otra manera Dios seguirá proveyendo lo que necesitamos, probablemente a través de un nuevo empleo o de cualquier otra manera, pero lo hará. Muchas veces, Dios permite situaciones como esta justamente para eso; Para que aprendamos a confiar en él directamente, y no en intermediarios.


De igual manera con todas las áreas de nuestra vida, la salud, la economía, la familia, la espiritualidad etc.


Debemos tener especial cuidado de no estar poniendo nuestra confianza en nada mas que no sea Dios mismo.

Pensemos por un momento en lo siguiente: Cuando nos enfermamos, acudimos al médico, lo cual no está mal si sabemos que quien nos dará la sanidad es Dios por muy bueno o malo que sea el medico.

Tengamos en cuenta que depende de Dios el permitir o no, que todo el proceso de la enfermedad termine satisfactoriamente. Y eso incluye desde guiarte hacia un buen médico, que te recete la medicina correcta, que halla disponibilidad, que los medicamentos actúen de manera eficaz en tu cuerpo y muchos detalles más. Como ves, Dios siempre está en medio de todo, él es quien se encarga de que todo en nuestras vidas suceda de la manera correcta y es él en quien debemos confiar plenamente.


No importa quien o qué falte, mientras tenga a Dios conmigo todo estará bien.

Esa es una fe verdadera en Dios. No en medicamentos, no en un empleo, no en la familia, sino en Dios directamente.


Cualquier otra forma de fe es dañina para nuestra vida espiritual porque nos desvía del enfoque que es Cristo.


Y tu, ¿Tienes tu fe puesta verdaderamente en Dios?

#Opina

¿Habías meditado alguna vez en esto? Comparte el mensaje para llegar a mas corazones.


Que Dios nos bendiga a todos.

Publicaciones destacadas

@SoyCristianoAMH

Ministerio Cristiano inter-denominacional dedicado a servir a la iglesia de Cristo. Aportando a su crecimiento espiritual a través de contenido 

CONTACTOS
SUSCRÍBETE

Escríbenos

O contáctanos en las redes sociales:

  • Grey Facebook Icon
  • Gris Icono Twitter
  • Grey Instagram Icon
  • Gris Icono de YouTube

© 2023 by SOY CRISTIANO AMH